Microhistorias: Doom’s day o el día del lanzamiento de DOOM

 

Después de haber triunfado con el famoso Commander Keen vendiéndolo como shareware (y conseguir más de 30.000$ al mes) y luego el genial Wolfstein 3D, Carmack quería llegar aún más lejos y se centró en mejorar y perfeccionar su motor 3D, sobre todo con el uso de texturas y la velocidad.

 El nuevo juego se llamaría DOOM y estaría lleno de demonios ¿por qué demonios?. Al parecer la idea vino a partir de una partida de D&D (que les encantaba jugar) casi siempre liderada por Carmack (Dungeon Master) en el que un día a Romero se le metió en la cabeza usar el Demonicron, un libro para invocar demonios muy poderoso. Carmack avisó que eso podría ser el final de todo el mundo que habían creado y si no salía bien no habría vuelta atrás. Pero Romero se empeñó en usarlo y claro, perdieron, no pudieron deterner a los poderosos demonios que fueron invocados.  Esto les afectó bastante (sólo alguien que haya jugado al rol sabe lo que es perder un personaje o todo un mundo) y fue la base de la idea del juego DOOM.

Bueno como iba diciendo, el 10 de Diciembre de 1993 era el día del lanzamiento del juego. También sería Shareware y la Universidad de Wiconsin tendría el honor de ser la primera en distribuirlo a través de su servicio FTP. De esta forma el juego llegaría a más gente alrededor del mundo simplemente conectando con este FTP y descargándolo. En algunos canales de IRC y mediante alguna que otra publicidad tradicional, se fue avisando del evento. Ese día era imposible conectarse al chat de la Universidad de Wisconsin, así que la gente comenzó a subir ficheros con el nombre “WHEN IS DOOM?", “WE ARE WAITING” … esto superaba cualquier espectativa y se empezó a temer lo peor, el ancho de banda de la universidad no aguantaría. En principio no estaba mal, podía dar servicio simultáneo hasta 125 usuarios, pero fueron claramente insuficientes. LLegó el momento de subir el juego y claro, no pudieron. No podían acceder, no había sitio, no había hueco.

Entonces escribieron en el chat del servidor “lo siento chicos, pero os tenemos que echar del servidor porque no podemos ni subir el juego”. Todos fueron expulsados para que pudieran por fin, subirlo. Finalmente lo consiguieron en media hora.

Y entonces llegó el Doom’s day ;) , 10.000 usuarios se conectaron a la vez contra el servidor de la universidad y todo se vino abajo. El administrador de la red sólo pudo exclamar “Dios mio, nunca he visto nada como esto”.

Rápidamente, los afortunados que consiguieron el juego lo fueron subiendo a otros servidores y pronto estaría disponible en todo el mundo.

PD: nunca olvidaré el día en que mi buen amigo y maestro Antonio Mj. de El Puerto de Santa María  (también llamado por nosotros “El Colegón” por ser tan buen colega, desde aquí le mando un abrazo) nos dijo a mi amigo “Pellejo” y a mi “tenéis que venir esta tarde a mi casa, tengo un juego que vais a flipar, es algo totalmente revolucionario”. Él tenía un buen equipo, creo que era un 486 y yo tenía en ese momento un 8086 creo que un Zenith monocromo. Cuando mi amigo Pellejo y yo llegamos a casa del “Colegón”, realmente flipamos en colores como nunca. Esos gráficos en 3D eran acojonantes, el movimiento, el sonido, todo. Desde ese momento supimos que los videojuegos iban a sufrir una auténtica revolución.

PPD: El fantástico podcast de videojuegos llamado “Game Over” hizo un especial Carmack y Romero que puedes descargar, parte1 y parte2.

Fuente: Masters of Doom